Cómo hablar y comunicarse con el au pair de manera eficaz

(También encontrarás este texto con las palabras clave Comunicación con el au pair, Hablar con el au pair y Técnicas de comunicación para familias)

Una buena comunicación con el au pair es la clave para disfrutar de la estancia au pair. Gestionar la barrera del lenguaje, las diferencias culturales o la falta de experiencia de tratar con un adulto joven puede ser un reto para muchas familias de acogida. Pero con varias técnicas puedes aprender a tener una buena comunicación con tu au pair.

Acepta que vives una situación nueva

Acoger un au pair es sin duda una nueva situación para todos. De repente, hay alguien nuevo en la familia. Y además, no se trata de un niño, sino de un adulto joven que tiene su propia forma de ver las cosas a pesar de que sigue aprendiendo. Para rematar, la tarea principal del au pair es cuidar de tu bien más preciado: tus hijos.

Es la familia la que tiene que tomar la iniciativa y asegurarse de que existe una comunicación fluida con el au pair. Para algunas, este paso será muy sencillo. Para otras, puede ser más complicado. El primer paso para tomar la iniciativa es aceptar que es una situación nueva y desconocida. Esta es la mejor manera de lidiar con ello e incluso de disfrutar de las nuevas oportunidades que te brinda.

Cómo comunicarte de forma eficaz con tu au pair 

No existe una receta mágica, pero sí algunas técnicas que puedes aprender y que te ayudarán a manejar la comunicación con el futuro au pair que vas a acoger.

Lisa, una mamá de acogida con muchas experiencia, ha compartido sus 6 consejos clave en un vídeo para comunicarte de manera eficaz con el nuevo miembro de la familia para que todos tengáis una experiencia positiva.

 

 

How to communicate effectively with your au pair with AmericanAuPairHostMom | AuPairWorld

Comunicación con el au pair al buscar y en las entrevistas

¿Ya te has planteado qué espera tu familia de la experiencia au pair y qué tipo de familia eres? Piénsalo y descríbelo en tu perfil. Busca au pairs que tengan una personalidad compatible con la vuestra e intereses similares. No tengas miedo de rechazar solicitudes de au pairs que simplemente no encajan con vosotros o con lo que buscas.

A la hora de entrevistar a los candidatos, haz tantas preguntas como puedas. Tal y como Lisa recomienda, haz varias entrevistas cortas en vez de una larga. Así los au pairs no estarán tan nerviosos por tener solo una oportunidad. Recuerda también que la entrevista no la hacen en su lengua materna. 

Si eres Miembro Premium, habrás recibido el Manual para Familias de AuPairWorld. Úsalo como base para presentar a la familia. 

Comunicación con el au pair durante la estancia

Durante la estancia au pair, hay varios momentos o situaciones donde la comunicación es muy importante.

Primeras semanas

Los primeros días debes prestarle al au pair especial atención y preguntarle qué tal está con frecuencia. Prepara un paquete de bienvenida e incluye el Manual para Familias. No obstante, déjale ver que estás siempre disponible para aclarar cualquier duda. 

Las primeras semanas en particular, debes ser más tolerante y empático que nunca con el au pair. Si cometen un error, déjale ver que no pasa nada y explícale de manera constructiva cómo prefieres que lo haga en el futuro. Es importante que aprendas también como decirle a tu au pair lo que debe hacer.

Los miedos de tu au pair

Ponte en el lugar del au pair. No pienses solo en la barrera lingüística o cultural, sino en él/ella queriendo causarte una buena impresión. El au pair suele tener muchas inseguridades y no podrá evitar pensar que si no le gustas, puedes terminar el contrato y echarle de casa. Trata de tranquilizar y apoyar al au pair en esta primera etapa de adaptación.

El dinero también genera miedos. Los au pairs normalmente no tienen muchos ahorros, por lo que trata de reembolsarle rápidamente cualquier compra que haya hecho para la familia y no te olvides de darle su paga al final de la semana.

Las vacaciones y el tiempo libre también pueden generar miedos y problemas. Los au pairs hacen amigos y sus propios planes para descubrir el país, lo que no siempre encaja con tus planes. Organiza en un calendario los horarios de trabajo y las vacaciones con antelación para coordinar todas las agendas. Está claro que siempre puede surgir un imprevisto. Hazle saber al au pair que siempre tiene que avisar con antelación para que podáis coordinar horarios.

Obtén más información sobre cómo ponerte en el lugar del au pair.

Disciplina con los niños

Es obvio que proceder de familias y culturas distintas implica tener un enfoque distinto sobre la disciplina con los niños. Hazle saber al au pair cómo quieres que actúe con tus hijos y tus técnicas preferidas. Hazle saber qué opciones puede usar (sistema de premios, castigos, etc.).

Apoya las decisiones del au pair delante de los niños para que ellos respeten también su autoridad. Si hace algo con los niños con lo que no estás de acuerdo, espera a estar a solas con el au pair y coméntaselo. Pero nunca debes hacerlo delante de tus hijos.

Establecer límites

Los jóvenes suelen tener muchos problemas a la hora de decir "no". Seguramente le resulte difícil decir a tus hijos que no quiere jugar si está en su tiempo libre. Ten presente que los au pairs también necesitan descansar y tener su tiempo y espacio para ellos, como todo el mundo. Por eso, es necesario que establezcas tú los límites con respecto a los niños para proteger al au pair y respetar su tiempo de descanso.

Pedir y dar tu opinión

No asumas que todo está bien. Pregúntalo. Quizá hay algo de lo que tu au pair no se atreve a hablar y solo necesita un empujoncito.. 

Es importante también que pidas y des tu opinión o feedback. Esto ayudará a mejorar la relación con el au pair. Si quieres mejorar tu relación con el au pair aún más, no te pierdas nuestro artículo sobre cómo mantener la motivación del au pair.

Comunicación con el au pair en situación de conflicto

Cuando existe un conflicto, la primera reacción de muchos es evitarlo y no hablar de ello. Pero esto no hará que el problema desaparezca, sino que lo empeorará.

Si algo te molesta, díselo al au pair. 

Si es un tema que implica algo de tiempo, planea una reunión con el au pair para no hablar de ello de imprevisto y con prisas.

Con respecto al problema en concreto, expón tu punto de vista y plantea soluciones para mejorar la situación. Escucha también el punto de vista del au pair al respecto. Acordad juntos una solución constructiva a la situación e intentad sed específicos a la hora de cómo resolver el problema.

Por último, escoge tus batallas. Hay cosas que son importantes y que hay que cambiar. Pero también hay otros temas más superficiales y con los que seguro puedes aprender a aceptar. El au pair, como adulto joven, tiene todavía mucho que aprender. No es perfecto, como ninguno de nosotros. Agobiar al au pair con pequeñeces no va a ayudar a tener una buena relación. Aprende a ser menos estricta con las cosas menos importantes.

Resolver problemas durante la estancia no debe considerarse, en general, como algo negativo. La vida familia siempre implica determinados conflictos y resolverlos constructivamente forma parte del proceso de aprendizaje.  

En última instancia, siempre es posible cambiar de au pair. Comprueba las preguntas más frecuentes sobre conflictos o cambio de au pair

Información relacionada: