Nuestra filosofía del programa au pair

Las familias de acogida y los au pairs que se registran en AuPairWorld se comprometen a respetar la filosofía del programa au pair, que forma parte de nuestras Condiciones Generales de la Contratación.



Au pair = "a la par"

Trabajar como au pair representa la mejor opción para que jóvenes de todo el mundo puedan vivir en el extranjero durante un período de tiempo determinado. El objetivo principal de la estancia au pair es el intercambio cultural mutuo, del que ambas partes se benefician. El au pair, por su parte, aporta una nueva cultura, un idioma distinto y, por tanto, un toque internacional a la familia. En su nuevo hogar, el au pair podrá aprender el idioma con la familia o en un curso así como vivir experiencias muy valiosas. Por estas razones, cuidar de niños en tu propio país no se considera una estancia au pair.

El au pair convive con una familia de acogida, se convierte en un miembro más de forma temporal y les ayuda en las tareas cotidianas. Por su parte, la familia de acogida tiene un nuevo "hijo mayor" o una nueva "hija mayor" de forma temporal, que le ayudará a cuidar de los niños y con pequeñas tareas del hogar. Como contrapartida, el au pair recibe una paga así como comida y alojamiento. El principio de reciprocidad, del "toma y daca" por ambas partes es característico de la relación entre au pair y familia de acogida. Del mismo modo, para que la estancia del au pair sea todo un éxito, es importante que tanto el au pair como la familia de acogida sepan cuáles son las condiciones en vigor sobre la estancia au pair y qué requisitos debe cumplir cada uno. Ambas partes deben informarse con antelación sobre dichas condiciones y comunicar a la otra parte sinceramente qué esperan y desean sobre la estancia au pair, para que así se convierta en una experiencia inolvidable para todos.

¿Qué es un au pair?

Un au pair es una persona joven de entre 18 y 30 años*, sin hijos, que no está casada y que decide vivir un determinado período de tiempo en el extranjero con una familia de acogida para realizar un intercambio cultural. El au pair puede mejorar con la familia de acogida sus conocimientos del idioma, ver y conocer una nueva cultura y vivir maravillosas experiencias en el extranjero. A cambio, el pair ayuda a la familia a cuidar a los niños y con pequeñas tareas del hogar.

*En algunos países existe un límite de edad más restringido. Infórmate sobre el país que te interesa en la sección Info países de acogida

¿Qué es una familia de acogida?

Se denomina familia de acogida a aquellas familias (también monoparentales) que tienen al menos un hijo de 16 años o menor que reside de manera habitual en casa. La familia acoge de manera temporal a un au pair como hijo/a mayor.

Tareas del au pair

Un au pair ayuda a la familia a cuidar de los hijos y también con pequeñas tareas del hogar. Los au pairs, no obstante, no son nunca ni empleados de hogar, ni señores de la limpieza, ni profesores de idiomas, ni enfermeros para personas mayores así como tampoco "dog sitters" o jardineros. Las familias tampoco pueden pretender que el au pair tenga una formación pedagógica ni que pueda ofrecer, en consecuencia, un cuidado de los niños de alta calidad.

Horas de trabajo del au pair

En muchos países de acogida existe una legislación que establece las horas de trabajo de un au pair. Por regla general, nosotros recomendamos que un au pair no trabaje más de 30 horas a la semana (las horas de canguro por la noche incluidas), si bien existe una excepción: en Estados Unidos los au pairs pueden trabajar hasta un máximo de 45 horas a la semana. Con respecto al tiempo de trabajo, siempre es recomendable que ambas partes sean flexibles. Por ejemplo, si alguna vez el au pair tiene que quedarse más tiempo cuidando de los niños, debería tener el fin de semana completo libre.

Comida y alojamiento

Como nuevo miembro de la familia, el au pair dispone de una habitación propia, que tendrá al menos 9 m² y una ventana para poder ventilar el cuarto. Se da por supuesto que el cuarto ha de estar amueblado y tener calefacción. La familia da de comer al au pair de forma gratuita y además comparte el tiempo de las comidas con él. Si el au pair se pusiese enfermo, tendrá derecho a seguir recibiendo comida y alojamiento gratis.

Paga

Junto con la comida y el alojamiento, el au pair recibe una paga. La cantidad de paga varía en función del país de acogida. En caso de que no exista una legislación establecida en algún país sobre la colocación au pair, tanto los au pairs como las familias de acogida pueden informarse en nuestra página sobre las cantidades que se pagan en otros países y en el suyo propio. La paga es muy importante para el au pair, ya que con ella podrá pagar el curso de idiomas; incluso gracias a la paga, podrá ir al cine o salir a tomar algo o viajar por el país. Incluso si el au pair se pone enfermo, tiene derecho a recibir su paga.

Gastos del viaje

En la mayoría de los casos, es el au pair el que debe pagar el coste del viaje. En la sección Info países de acogida encontrarás mucha más información al respecto. Como gesto de agradecimiento o reconocimiento, muchas de las familias registradas en AuPairWorld reembolsan a los pairs una parte del viaje de ida o pagan el viaje de vuelta.

Curso de idiomas

El au pair debería tener la oportunidad de asistir a un curso de idiomas en el país de acogida. Normalmente, es el au pair el que paga el curso. No obstante, si la familia quiere, puede ayudarle con una parte de los gastos. Solo en algunos países es obligatorio que la familia pague la totalidad del curso. En la sección Info países de acogida encontrarás más información.

Vacaciones

Cuando no existe una legislación oficial en el país de acogida, el au pair debe tener al menos cuatro semanas de vacaciones si se va a quedar con la familia un total de doce meses. En caso de que la estancia sea más corta, se pueden tomar estos valores como ejemplo para ajustarlos al tiempo de la estancia. Si la familia se va de vacaciones, es necesario aclarar si el au pair también quiere/debe ir o si se irá él de viaje. En cualquier caso, el au pair seguirá recibiendo su paga cuando la familia esté de vacaciones. En caso de que el au pair se quede con la familia durante sus vacaciones, recibirá durante ese tiempo una paga suplementaria adecuada.

Tiempo libre

El au pair también necesita tiempo libre para quedar con amigos o para viajar un fin de semana para conocer otra región del país. Es obligatorio que el au pair tenga libre al menos un día a la semana y, como mínimo, uno de estos días libres al mes debe ser domingo. Los días festivos también se consideran festivos para los au pairs.

Tarjeta de transporte público

Nosotros recomendamos que la familia pague el abono mensual del au pair para el transporte público. Si el au pair tiene que coger el autobús, metro o tranvía para recoger a los niños de la guardería o colegio, se da por supuesto que es la familia la que tiene que cubrir este gasto. En caso de que no exista una red de transporte público, el au pair deberá utilizar el/un coche de la familia para poder asistir, por ejemplo, a sus clases.

Contrato y plazo de preaviso

Aconsejamos que la familia y el au pair pongan por escrito en un contrato el acuerdo al que han llegado en cuanto a las tareas, las horas de trabajo, la paga y el tiempo libre del au pair. De este modo, ambas partes están protegidas contractualmente y se evitan posibles malentendidos. En algunos países existen contratos estándar o modelo, que también se pueden descargar de AuPairWorld. Cuando la familia vive en un país donde no existe un modelo estándar específico, las familias registradas en AuPairWorld utilizan por lo general el contrato estándar europeo en su versión inglesa. El contrato se puede resolver tanto por el au pair como por la familia previo aviso de dos semanas. De este modo, las familias tienen tiempo de encontrar a otro au pair, mientras que el au pair puede organizar su regreso a casa o encontrar una nueva familia. Únicamente en casos excepcionales se puede terminar el contrato de forma inmediata.

Duración de la estancia au pair

La estancia au pair siempre tiene una duración determinada. El tiempo máximo que la mayoría de los au pairs se queda con una familia es de un año. Siempre son la familia de acogida y el au pair los que deben establecer la duración de la estancia, siempre y cuando no exista una legislación vigente al respecto en el país de acogida correspondiente. Con respecto a la duración, por ejemplo, en verano en concreto existen las conocidas y numerosas au pairs de verano, que aprovechan las vacaciones estivales para ayudar a las familias de acogida a cuidar de los niños.

Nuestros consejos

Las familias de acogida y los au pairs deberían hablar por adelantado sobre los aspectos más importantes de la estancia au pair y llegar a un acuerdo mutuo. Sobre todo en relación a la paga, las horas de trabajo, las tareas, el tiempo libre y las vacaciones del au pair. Estos aspectos deberían aclararse, a ser posible, antes de la llegada del au pair. En caso de que una familia o un au pair tenga dudas sobre cómo debe actuar, desde AuPairWorld siempre recomendamos ponerse en el lugar del otro. ¿Qué te gustaría para tu hijo si en el futuro quiere trabajar como au pair? Las familias que ya han acogido un au pair saben que un au pair contento y feliz es lo mejor para que sus hijos también sean felices.

Consejos para au pairs
Consejos para familias de acogida

CompartirCompartirCompartirCompartir
×
Elige un idioma

Inicia sesión en AuPairWorld

×

Pregunta de seguridad

Si olvidas la contraseña, debes responder primero una pregunta de seguridad para poder elegir una nueva contraseña y poder seguir utilizando el perfil. A continuación debes elegir una pregunta y responderla.