Una pareja au pair nos cuenta su experiencia

Organizar la estancia au pair es una experiencia única e inolvidable. Decidir la ciudad a la que te gustaría irte y la familia que mejor encaja contigo. Aunque la experiencia au pair se basa en la idea de intercambio cultural, es también una experiencia muy personal y cada uno la vive de forma diferente. En este artículo, Jenni y Henry, una pareja au pair en Italia nos cuenta su experiencia.

Au pair couple Jenni and Henry in Italy
, en Au pairs

Las ventajas de vivir la experiencia au pair en pareja

El típico perfil del au pair es el de una chica joven y soltera que decide vivir la experiencia después de haber acabado el bachiller y antes de empezar la universidad y que está dubitativa en cuanto a qué estudiar o hacer. Nosotros no encajamos para nada en ese perfil. Somos una pareja de casi 30 años con ganas de vivir nuevas aventuras. Si te encanta pasar tiempo con niños y estás deseoso por conocer una nueva cultura, el hecho de ser un poco más mayor no tiene que desanimarte y hacer que pierdas la oportunidad de vivir la experiencia au pair. Nosotros nos dimos cuenta de que las familias apreciaban mucho nuestra madurez y nuestra experiencia en diferentes ámbitos.

La experiencia au pair

La búsqueda resultó ser más fácil de lo que esperábamos. Nos registramos en AuPairWorld y nos creamos un perfil cada uno pero mencionando en nuestros textos que queríamos irnos juntos. Nuestra familia de acogida se puso en contacto con nosotros, después continuamos la conversación vía email y nos pusimos de acuerdo para tener una entrevista por Skype. Las entrevistas en Skype son fundamentales para conocerse bien y saber si la convivencia podria llegar a funcionar. Por lo general, no tienes la oportunidad de conocer en persona a la familia antes de comenzar la estancia. Sin embargo, nosotros nos organizamos para estar con ellos un breve período de prueba. La familia tiene un negocio de agriturismo (una granja y una "scuola del tartufo" en italiano (te hacen una demostración de cómo se recoge, se limpia y se conserva la trufa) y necesitaban a alguien que se encargarse de los niños y de pequeñas tareas en la granja. La verdad es que al final todos quedamos muy satisfechos con nuestro trabajo en equipo.

Problemas al comienzo

La primera semana se hizo un poco difícil. Te surgen dudas del tipo: ¿qué puedes hacer cuando los niños pillan una rabieta o no te hacen caso? ¿tienes que contar a los padres hasta la más mínima pataleta del niño? ¿qué hacer para tenerlos entretenidos durante las vacaciones de verano? La mejor forma de afrontar pequeños malentendidos y problemas es el diálogo. Con el tiempo hemos aprendido que la mejor forma de saber cómo comportarse con los peques de la casa es pedir consejo a los papás. Otra buena estrategia es la recompensa, es decir; darles una chocolatina cuando terminen los deberes o pasar el día en  la piscina si se han portado bien. Los peores momentos son cuando rompen a llorar o se cogen alguna pataleta. En estos momentos es cuando la barrera del idioma se hace más presente que nunca y hay veces en las que la situación se te va de las manos. Hemos aprendido también que cuando uno se pone serio pero a la vez se muestra amable y cercano, los niños te respetan más. No obstante, siempre te van a discutir y habrá veces en las que no te hagan caso.

Ocuparse de los niños en pareja

En una pareja au pair, los niños se comportan diferente dependiendo de con quién estén. En nuestro caso, Henry es el más serio y el que pone orden, y Jenni, es la permisiva. No obstante, tanto uno como otro nos hacemos por medio siempre de buenos modales. Hacerse cargo de niños puede llegar a ser un poco estresante y por eso es importante ser paciente y mostrarse comprensivo. Para evitar causar más estrés a los padres, es mejor que no vayas a contarles hasta el más mínimo detalle de la rabieta que se pilló hoy su hijo. Nuestros niños están muy orgullosos de cómo hemos mejorado nuestro italiano y ahora se nota que conectamos mucho mejor. También hemos pensado un plan semanal con 5 actividades y el resto del tiempo lo dedicamos al almuerzo, ver películas o dibujos animados y hacer los deberes. Algunas de esas actividades son ir en busca del tesoro, hacer manualidades, practicar deportes al aire libre, etc., y uno de nosotros es el que se encarga de organizarlas cuando el otro, por lo general Henry, está ocupado con otras tareas de la casa o de la granja.

Henry and Jenni having fun
Henry y Jenni divirtiéndose con sus niños

 

Ventajas de ser au pair

Ser au pair te ofrece la oportunidad de vivir la cultura del país como un auténtico autóctono. Preparar platos típicos italianos, aprender el idioma, trabajar con niños y dar escape a esa creatividad que llevas dentro, hacer turismo en los días libres, etc. Nuestra familia de acogida dice que Henry y yo formamos un buen equipo y que nos organizamos muy bien con el trabajo en la granja y en la casa con los niños. Nos sentimos muy bien acogidos en la familia y valoran mucho nuestro trabajo y esa creativad y equilibrio que aportamos. Por un lado, nos gusta mucho el hecho de tener nuestra propia casita en la granja y asi, tener un poco más de intimidad, pero por otro lado, nos encanta pasar tiempo con la familia y sus amigos en momentos como, por ejemplo, la cena.

Nuestros planes de futuro

Esa conexión con la familia nos ha hecho darnos cuenta de que formamos un buen equipo y que los niños y todo lo que tiene que con su educación es lo que realmente disfrutamos haciendo. Ya no nos asusta la idea de formar una familia algún día en un futuro. Te conviertes en un pilar importante para la familia durante ese tiempo que estás con ellos y el hecho de poder enseñarles tu idioma, llevártelos de excursión, ayudarlos con los deberes o preparar juntos una tarta, merece realmente la pena. Ser au pair te hace madurar y crecer como persona de tal manera que nunca habríamos imaginado antes de lanzarnos a vivir esta experiencia y que ahora no queremos que llegue a su fin. Sin embargo, por mucha pena que nos dé, nuestro plan de futuro es seguir viviendo nuevas experiencias. Henry tiene el Certificado de enseñanza de inglés para adultos (CELTA) y yo soy graduada en periodismo y nuestro próximo objetivo es buscar un trabajo como profesor de inglés como lengua extranjera y yo, un trabajo de au pair o niñera. Nuestra idea es quedarnos por Europa al mismo tiempo que viajamos de un sitio a otro y mejoramos nuestras habilidades en el ámbito de la enseñanza y la fotografía. 

Sobre los autores:

Henry and Jenni

Jenni Flett y Henry Lecky, ambos ingleses, se fueron de Edimburgo con el objetivo de viajar por el mundo y hacer trabajos temporales. Están aprovechando sus habilidades de escritora y profesor de inglés para emprender una gran aventura juntos. Si quieres saber más sobre ellos, visita su blog www.hooplaadventures.com o cuenta en Instagram: @hoopla_adventures.

×

Inicia sesión en AuPairWorld

¿Todavía no tienes un perfil?
Registrarse es sencillo y gratis

Regístrate como au pair
Registraos como familia de acogida
¿Ya te has registrado?
Conéctate al perfil