¿Es un au pair la ayuda que necesitáis?

La bloguera y madre Jennifer Landis nos cuenta por qué su marido y ella decidieron acoger un au pair y cómo fue su experiencia.

Un padre de la mano con su hijo por la playa
, en Familias de acogida

No es tarea fácil encontrar la opción perfecta para cuidar a los niños y hay que tener en cuenta muchos aspectos como horarios, flexibilidad, gastos, confianza con la persona que se va a quedar con tus hijos, etc. Esto se convierte realmente en un desafío sobre todo para las familias en las que ambos padres trabajan y ninguno de los dos pasa mucho tiempo en casa. 

¿Cómo sabéis que un au pair es la ayuda que realmente necesitáis? Antes de que mi marido y yo nos decidiéramos por un au pair, yo estaba un poco escéptica con la idea. Sin embargo, resultó ser una experiencia maravillosa y encajó muy bien con las expectativas de nuestra familia.

Decidirse por un au pair

Antes de decidirnos por un au pair, probamos con guarderías, niñeras e incluso consideramos la opción de tener a una niñera interna en casa. Un amigo nos sugerió la idea de acoger un au pair. Hasta ese momento, yo no había escuchado hablar de "au pair", así me dediqué a hacer una búsqueda en Google para saber qué era exactamente un au pair, que hacía y cómo hacíamos nosotros para tener uno. La idea de un programa de intercambio cultural y cuidado de niños me llamó mucho la atención. Yo, como americana, siempre he tenido tenido esa inquietud de querer viajar por Europa pero con dos niñas pequeñas todo se complica. Así que hospedar a alguien de Europa era una oportunidad que no podíamos dejar pasar.  

Nuestra au pair fue Sofía, alemana de 22 años. Sofía no tardó prácticamente nada en integrarse muy bien en nuestra familia. Su inglés era muy bueno y se podía comunicar perfectamente con nosotros. No obstante, le gustaba enseñar a las niñas palabras y frases en alemán. La verdad es que Sofía nos ayudó muchísimo y nos quitó mucho trabajo con los niñas. Antes de que llegara Sofía, me encargaba yo de llevar a la mayor a sus clases de baile tres veces en semana. Iba siempre corriendo de un sitio a otro y con la hora siempre justa e incluso había veces que tenía que salirme antes del trabajo. Tenerla en casa fue una gran alegría y descanso para mí.

Es importante que tengáis en cuenta que el au pair no es un empleado del hogar pero sí que tiene que colaborar en casa como si fuese otro miembro más de la familia. Sofía se ocupaba de lavar la ropa de las niñas y nos ayudaba a recoger después de cenar. Además, era muy atenta y detallista. Algún día que otro nos preparaba algo típico alemán. 

Mis niñas se pusieron muy tristes cuando Sofía, que era como una hermana mayor para ellas, se volvió a Alemania después de haber estado un año con nosotros. No obstante, seguimos en contacto con ella y además, está pensando en hacernos una visita el año que viene. 

Nuestra situación: el coste de un au pair en Estados Unidos

Por las dos niñas, pagábamos de guardería algo más de 700 dólares a la semana y eso ya con el descuento que nos hacían por tener a las dos en el mismo centro. Sí, has leído bien, al final nos salía por unos 2800 dólares al mes. 

Acoger a Sofía como au pair durante un año nos salía por unos 350 dólares a la semana, la mitad de lo que pagábamos por la guardería.  Acoger un au pair fue una de las mejoras decisiones que hemos tomado y nuestra idea es seguir acogiendo au pairs hasta que nuestro pequeña sea lo suficientemente grande.

¿Cuál es la opción que más os conviene?

Decidir el cuidado infantil que mejor se adapta a vuestra familia lleva su tiempo. Tenéis que encontrar a alguien en quien confiar ya que vais a dejarle a cargo lo más preciado que tenéis que son vuestros hijos y que al mismo, no os supongaun desembolso de dinero desorbitante. Lo importante es encontrar un balance entre vuestro presupuesto y la flexibilidad de la persona que se vaya a hacerse cargo de los peques. 

  • Las niñeras y las guarderíasno son tan flexibles. Los horarios son fijos, lo cual quiere decir que habrá días que tengáis que buscar a alguien a última hora para que se quede con los niños o que tengáis que saliros antes del trabajo.  
  • Una niñera interna es una opción pero es quizás la más costosa y tampoco tiene unos horarios muy flexibles.
  • El au pair trabaja un número determinado de horas a la semana pero sus horarios son más flexibles. Lo importante es que no supere el máximo número de horas a la semana. Algún día, por ejemplo, podéis pedirle que se quede hasta un poco más tarde con los niños a cambio de trabajar menos horas otro día.  

No toméis una decisión precipitada

Lo importante es que os toméis el tiempo necesario para decidiros. A nosotros nos llevó casi dos años decidirnos. Tomaos vuestro tiempo y pensad bien las diferentes opcionesque tenéis. Os ayudará también visitar las diferentes guardería y demás centros de cuidado infantil para haceros una idea. Por lo general, el au pair se queda un año. Si por la razón que sea, la convivencia no va bien y hay problemas, podéis hablar con la agencia au pair para que os busque a otro au pair.  

No olvidéis que al final del día lo que realmente importa es que os decidáis por la opción más adecuada para vuestra familia. La ventaja de tener un au pair es que tenéis más flexibilidad de horarios que en una guardería, y además, os beneficiáis de un intercambio cultural en vuestra propia casa.  Nuestra experiencia con Sofía fue increíble y hemos aprendido mucho. Desde entonces recomiendo a todos mis amigos que tienen hijos y a los que no, que acojan un au pair.
 

La autora, Jennifer Landis
 

Sobre el autor:
Jennifer Landis es la autora del blog Mindfulness Mama. Vive en Pensilvania, Estados Unidos. Es escritora, mamá de dos niñas y bloguera del estilo de vida saludable. En su blog escribe consejos para padres sóbre cómo conciliar la vida laboral y familiar, cómo gestionar el presupuesto económico de la familia y sobre el mindfulness o también conocido como conciencia plena y todo lo relacionado.

 

×

Accede a tu perfil de AuPairWorld

¿Todavía no tienes un perfil?
Registrarse es sencillo y gratis

Regístrate como au pair
Registraos como familia de acogida
¿Ya te has registrado?
Conéctate al perfil